La Guerra de las dos Rosas

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
THE HOLY TRINITY (y 3)

x14zpAp.jpg



LA SANGRE DEL MANCHESTER UNITED (1)

bISftwN.jpg

Jimmy Murphy, Bobby Charlton y Matt Busby.

Bobby Charlton: el futbolista total.

En el se agrupó todo lo bueno que contiene el fútbol: dedicación, deportividad y brillantez. Sin duda el mejor futbolista inglés de todos los tiempos y uno de los mejores europeos del siglo XX.

Robert Charlton nace en Ashington, condado de Northumberland, en el noroeste de Inglaterra, a 24 kilómetros de Newcastle, el 11 de Octubre de 1937. Su hermano Jack, conocido posteriormente como la jirafa y que desarrollaría una larguísima carrera en el Leeds United, había nacido dos años antes

Sus tíos eran los famosos Milburn: Jack (Leeds y Bradford City), George (Leeds y Chesterfield), Jim (Leeds y Bradford Park) y Stan (Chesterfield, Leicester y Rochdale). El mítico Jackie Milburn (Newcastle United) que era primo de la madre de Bobby y Jack Charlton, le aconsejó que firmara contrato con el Newcastle y la inercia parecía confirmarlo, pero el futuro, para un adolescente que ya empezaba a despuntar, tenía otros planes.

El 9 de Febrero de 1953, un ojeador del Manchester United, Joe Armstrong, lo ve evolucionar cuando era pupilo de la Bedlington Grammar School y pese a las ofertas de varios clubs, no tarda en firmar su contrato con el United. Tiene 15 años y 4 meses. En los próximos tres años, Bobby participa en las categorías inferiores de los devils y cumple el Servicio Nacional en el Real Cuerpo de Artillería del Ejército en Shresbury junto con el que sería su compañero de equipo poco después, Duncan Edwards.

Finalmente, debuta en el primer equipo el 6 de Octubre de 1956, a punto de cumplir los 19 años, en Old Trafford contra el Charlton Athletic. Los devils -que ya se han convertido en los Busby Babes-, ganan 4-2 y Bobby Charlton marca dos goles. Dirigidos desde la banda por Matt Busby, Charlton iba a convertirse en miembro preferente de aquella inolvidable generación de talentos precoces crecida porque a aquél escocés testarudo y genial, se le ocurrió reconstruir al equipo ... después de haber ganado el Campeonato de Liga en 1951-52. Esa reconstrucción fructificaría en dos campeonatos consecutivos (1955-56 y 1956-57) antes de que el Destino se encargara de acabar con un grupo que iba directo a la leyenda.

Kk1kLIl.jpg


En su primera temporada en el Manchester United, el joven Charlton disputa entre Liga, Fa Cup y Copa de Europa 17 partidos y anota 12 goles.

Bobby Charlton, luciría en toda su carrera el dorsal “8” o “9” en la espalda, pero ambos eran falsos, tanto el de interior, como el de delantero centro. Mientras sus facultades físicas se mantuvieron intactas -y esa frontera la marca el Mundial de Méjico´70-, era corriente verlo maniobrar por todo el campo, apoyando a sus compañeros tanto en defensa como en ataque, solidario sin remedio y además, con llegada y un disparo demoledor desde la distancia.

El 6 de Febrero de 1958 el Manchester United hace escala en el aeropuerto de Munich, de regreso de Belgrado, donde acaba de certificar su pase a las semifinales de la Copa de Europa. Nevaba. Una vez el avión Elizabeth de la B.E.A. hubo repostado y con la pista helada, se abortan dos intentos de despegue: en el tercero, se produce la tragedia. Catapultado desde el avión a causa del tremendo impacto, Bobby se encontró de repente, lejos del aparato, sentado en su asiento con el cinturón de seguridad todavía abrochado, pero con los zapatos misteriosamente arrancados. Puede darse por satisfecho: solo sufre cortes en la cabeza y múltiples golpes y aunque tardará en recuperarse psicológicamente del hecho -en pocas semanas perdió casi todo el pelo-, está vivo.

Ocho componentes de los Busby Babes se dejan la vida en Munich: Geoff Bent, Eddie Colman, Roger Byrne, Mark Jones (*), David Pegg, Tommy Taylor, Liam Whelan y Duncan Edwards. El directivo Walter Crickmer y los miembros del cuerpo técnico, Bert Whalley y Tom Curry. Y ocho periodistas. Alf Clarke, Don Davies, George Follows, Tom Jackson, Archie Ledbrooke, Henry Rose, Eric Thompson y Frank Swift.

(*) Mark Jones llegó en 1950 con 17 años.

También fallecieron el Capitán Kenneth Rayment (co-piloto), Bela Miklos (agente de viajes), Willie Satinoff (aficionado) y Tom Cable (tripulación).

Salvaron la vida, los futbolistas Johnny Berry, Jackie Blanchflower (*), Dennis Viollet, Ray Wood, Bobby Charlton, Bill Foulkes, Harry Gregg, Ken Morgans y Albert Scanlon.


(*) John Berry y Jackie Blanchflower no pudieron volver a jugar al fútbol.

pGr7p9x.jpg


Matt Busby, recibió dos extremaunciones en el hospital de Munich en presencia de su mujer y de sus dos hijas, pero sobrevivió, como el periodista Frank Taylor, el capitán James Thain, el oficial de radio George Rodgers, los fotógrafos Peter Howard y Ted Ellyard, Vera Lukic y su hija Venona, la señora Miklos (esposa del agente de viajes Bela Miklos, fallecido en el accidente), el pasajero Tomasevic y Rosemary Cheverton y Margaret Bellis (tripulación).

Alexander Matthew “Matt” Busby, había nacido el 26 de Mayo de 1909 en Bellshill, a 21 kilómetros de Glasgow. Curiosamente su trayectoria como jugador se desarrolla en dos de los grandes rivales del Manchester United: en el Manchester City (1928-1936) y en el Liverpool (1936-1941). Todavía con uniforme (Busby sirvió en el ejército durante la II Guerra Mundial) firma su contrato como entrenador del United el 19 de Febrero de 1945, aunque no se incorporaría hasta el 1 de Octubre del mismo año. La institución no pasaba por su mejor momento, con total precariedad económica y con un Old Trafford en ruinas como consecuencia de los bombardeos de la Luftwaffe.

En un principio, Busby rechazó la oferta por tres años que le hizo el entonces presidente, James W.Gibson, alegando que quería trabajar a fondo para formar un equipo y que para ello necesitaba cinco años, petición que fue finalmente aceptada. Y Busby empezó a revolucionar el fútbol inglés con sus métodos preparatorios. Mientras la gran mayoría de entrenadores dirigían las sesiones desde la tribuna, el predicaba con el ejemplo, enfundándose un chándal y entrenando con sus jugadores.

Partió de un núcleo formado por Carey, Cockburn, Rowley, Morris, Pearson, Chilton, Walton, Mitten, Aston, Crompton y Delaney, este último, el único fichaje que permitía la delicada situación económica del club. En 1948, Busby consigue su primer título como entrenador: en la final de la Cup disputada en Wembley el ManU derrota al Blackpool por 4-2.

En el ejercicio 1951-52, y después de varias temporadas instalados en la zona alta de la tabla, los devils se proclaman Campeones de Liga por 3ª vez (las dos anteriores fueron en 1908 y 1911). Es la primera Liga de Matt Busby que ya dispone en su plantilla de dos futuros componentes de los Busby Babes : el central Jackie Blanchflower y el medio centro Roger Byrne.

En la sesión 1952-53 los Babes que llegan son Tommy Taylor, Billy Foulkes, Dennis Viollet y David Pegg. En la 1953-54 lo hacen el meta Ray Wood y el mítico Duncan Edwards. Y en 1954-55 Johnny Berry, Geoff Bent y Albert Scanlon.

1955-56: El Manchester United gana otra vez la Liga mientras siguen llegando Babes: Wilf McGuinness (posteriormente entrenador del United y que no viajó a Belgrado por estar lesionado), Eddie Colman y Liam Whelan.

1956-57: la llegada de Bobby Charlton al primer equipo cierra el círculo mágico y el ManU vuelve a ser Campeón de Liga aunque se le escape la posibilidad del doble: el Aston Villa lo derrota por 2-1 el 4/5/1957 en la final de la Cup. Busby alinea a Wood; Foulkes, Byrne, Blanchflower, Colman, Edwards, Berry, Whelan, Taylor, Charlton y Pegg.

uEgUQ92.jpg

Abajo, Busby y Murphy con sus Babes. De pie, el segundo por la izquierda en la segunda fila y junto a Bill Foulkes, un jóven Bobby Charlton.
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
THE HOLY TRINITY (y 3)

HFZjqaf.jpg


LA SANGRE DEL MANCHESTER UNITED (2)

1957-58: El último partido de los Busby Babes antes del fatídico desplazamiento a Belgrado es en Highbury el 1/2/1958: Arsenal 4 - Manchester United 5.

Jugaron: Gregg; Foulkes, Byrne, Colman, Jones, Edwards, Morgans, Charlton, Taylor, Viollet y Scanlon. Los goles de Taylor (2), Charlton, Edwards y Viollet.

Y será la misma formación que empatará a tres en Belgrado frente al Estrella Roja el 5/2/1958 y se clasificaba para las semifinales de la Copa de Europa. Bobby Charlton marcó dos goles y el otro lo hizo Viollet.

Horas después, todo había terminado.

En Inglaterra se reciben las primeras noticias el jueves 6 por la tarde. En un principio, se dijo que toda la plantilla había muerto, Matt Busby incluido. Y el pequeño grupo de periodistas que había acompañado al equipo. Después, poco a poco, con desesperante lentitud, iba llegando la lista de los muertos. Byrne, Colman, Pegg, Jones, Bent, Whelan ... Tommy Taylor, que solo cinco días antes había mostrado una alegría indescriptible al marcar el 5º gol del United que aseguraba una victoria por 4-5 en Highbury ...

Había silencio en Old Trafford, donde la simple vista del vestuario vacío, era suficiente para provocar lágrimas. Miles de personas habían hecho el gesto tan inútil como conmovedor de acudir al estadio. Deambulaban por los pasillos como sonámbulos que esperan despertar para descubrir que todo ha sido una maldita pesadilla.

En Old Trafford se encontraba también el segundo entrenador, Jimmy Murphy, que no viajó a Belgrado porque era el seleccionador nacional de País de Gales, cargo que compartía con el banquillo del Manchester United. El mismo día que los devils jugaban en Belgrado, Gales lo hacía en Cardiff frente a Israel en la fase previa del Mundial de Suecia ´58. Posiblemente, eso le salvó la vida. Cuando llegó a Old Trafford, a las cuatro de la tarde, se encuentra con la devastadora noticia. Se la comunica la secretaria de Matt Busby, Alma George. Murphy, hombre duro y poco sentimental, rompió a llorar y a pesar de que solo bebía cerveza, sacó una botella de whisky de su oficina y comenzó a atacarla sin contemplaciones.

Durante toda la tarde llegaban parientes de los jugadores, desconsolados. Murphy hablaba con ellos y con los periodistas, pero estaba claro que ni escuchaba ni sabía lo que estaba diciendo. Repetía obsesivamente, una y otra vez, que había muerto el preparador físico, Bert Whalley, que lo había sustituido en el viaje.

Al día siguiente, Jimmy Murphy y los familiares salieron en un vuelo especial hacia Munich. Al aterrizar, vieron con dolor, el avión destrozado. Encontraron a Harry Gregg y a Bill Foulkes, que habían salido ilesos de la catástrofe. Los demás, estaban internados en el Hospital Rech der Isar, entre ellos el medio Duncan Edwards el cual, quince días después perdería su larga batalla con la muerte. Cuando vio a Murphy le susurró: “¿A que hora empezamos el sábado? No quiero perderme este partido contra los Wolves ...”

A todo esto, Busby vacilaba entre la vida y la muerte, pero tuvo la suficiente fuerza para decirle a Jimmy Murphy: “No bajes la bandera, Jimmy. Haz todo lo que puedas para que todo siga funcionando hasta mi regreso”. Y Murphy cumplió. Volvió a Manchester con Gregg y Foulkes viajando en tren y en barco porque los jugadores no querían volar. Y a pesar del frío, viajaron con la ventanilla abierta para evitar la sensación de claustrofobia. Se enfrentó a varios directivos del United que proponían una desaparición física de la entidad y volver a reaparecer cuando el camino se aclarara. Y fue fiel a las instrucciones de Busby: “El Manchester United debe perdurar”.

H8e8qHV.jpg

Busby peleando por su vida.

James Patrick Murphy nació en Pentre, Rhondda, País de Gales, el 8 de Agosto de 1910. Jugador del West Bromwich Albión (1929-1939) y del Swindon Town (1939-1940). Internacional por Gales 15 veces y seleccionador desde 1956 hasta 1964.

Durante la II Guerra Mundial coincide con Busby en Bari (Italia) en una charla sobre fútbol a los soldados. Busby queda impresionado y decide reclutarlo como su asistente directo en el Manchester United y además, con la responsabilidad de formar a jóvenes jugadores. Duncan Edwards y Bobby Charlton por ejemplo.

El 16 de Febrero de 1958, el United disputa su primer partido después de la tragedia. Murphy consigue formar un precario equipo utilizando elementos del equipo juvenil y dos fichajes de emergencia: Stan Crowther y el veterano Ernie Taylor. Y los supervivientes, el meta Harry Gregg y Billy Foulkes, que actuó de capitán. El escenario es Old Trafford que revienta con casi 60.000 espectadores y el rival es el Sheffield Wednesday en la 5ª ronda de la FA Cup.

Impulsado por una inenarrable oleada de emoción, aquél equipo fantasma ganó por 3-0 y dedicó la victoria a los 17 jugadores ausentes. Mas tarde cayó el West Brom ya en cuartos, en un desempate dramático y en las semifinales, este equipo hecho con un poco de todo, eliminó al Fulham tras otro desempate de infarto y se ganó una plaza en la finalísima del 3 de Mayo de 1958 en Wembley frente al Bolton Wanderers.

El Bolton ganó 2-0.

Y en Copa de Europa el AC Milan no da muchas opciones al Manchester United. En la ida de la semifinal disputada en Old Trafford el 8/5/1958, el United gana 2-1 pero en la vuelta de San Siro, los italianos ponen las cosas en sus sitio: 4-0 (14/5/1958).

ukT16sg.jpg

Bobby Charlton en Old Trafford. 1962.

La selección inglesa se ve afectada también por la tragedia de Munich: tres componentes del Manchester United, titulares indiscutibles de quizás el único combinado que en Suecia 1958 se habría opuesto a la explosión del Brasil de Pele, han desaparecido: el poderoso medio centro ofensivo, Duncan Edwards, el zaguero Roger Byrne y el delantero centro Tommy Taylor.

Del United asistirá un Bobby Charlton que disputa su primer encuentro con Inglaterra el 19/4/1958 en el Hampden Park de Glasgow, valedero para el campeonato británico de selecciones. Dos meses después del accidente. Es el inicio de una larga carrera que se prolongara hasta el Mundial de Méjico´70 cuando Charlton decidirá poner fin a su aportación al combinado nacional. Serán 106 apariciones (hoy día, habrían sido el doble) con 49 goles.

En Suecia´58, Inglaterra no pasa de la primera ronda. Tres empates ante la URSS, Brasil y Austria, provocan un empate a todo con los soviéticos en la 2ª plaza. El partido de desempate acaba con la derrota inglesa por 1-0. Charlton no juega ni un partido.

1958-59: Comienza la lenta reconstrucción. El ManU acaba 2ª en la Liga a seis puntos del Wolverhampton que será el campeón. Bobby Charlton disputa 38 de los 42 partidos ligueros y marca 29 goles. Dennis Viollet, Albert Scanlon, Harry Gregg y Billy Foulkes, supervivientes de Munich, tienen un papel destacado en la temporada. El equipo ya vuelve a estar dirigido por Matt Busby.

1959-60: El United es 7º en la Liga. Shay Brennan aparece en el primer equipo. Bobby Charlton sigue derrochando talento y goles: disputa 40 partidos oficiales y consigue 21 tantos.

1960-61: Otra vez el puesto 7º. La referencia Charlton habla de 39 partidos de liga disputados y 21 goles. Llega al United Nobby Stiles, un elemento de cuidado. También lo hace Tony Dunne.

1961-62: El Manchester United cae hasta la 15ª posición. Aparece David Herd. Bobby Charlton anota 10 goles en 43 partidos.

NICVvEo.jpg


Mundial de Chile 1962. Inglaterra cae en cuartos de final ante Brasil (3-1). Charlton disputa los cuatro partidos situado en el extremo izquierdo consiguiendo un gol. Su calidad y tesón, no son acompañados por el equipo. Es pieza básica. Hábil, inteligente y con la tranquilidad que solo poseen los jugadores realmente grandes.

1962-63: Denis Law se convierte en red devil el 10 de Julio de 1962 y en su primera temporada consigue 29 goles en 44 partidos oficiales. También debuta el centrocampista Paddy Crerand. Charlton disputa 34 partidos y marca 9 goles. La campaña liguera del ManU tampoco es buena: roza el descenso y termina en la posición 19ª. El gran momento del equipo llega en la Cup. Elimina al Huddersfield, Aston Villa, Chelsea, Coventry y Southampton y derrota al Leicester 3-1 en la final del 25/5/1963 con dos goles de Herd y otro de Law. El United vuelve a levantar un título cinco años después.

1963-64: El 14 de Septiembre de 1963 un George Best con 17 años, juega su primer partido con el Manchester United. El 24/8/1963 debuta con 16, James Sadler. Charlton consigue 15 goles en 54 partidos y Law se dispara: 42 partidos oficiales = 46 goles. Los devils acaban segundos a cuatro puntos del Liverpool que es el campeón.
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
THE HOLY TRINITY (y 3)

vy2e8Bd.jpg


LA SANGRE DEL MANCHESTER UNITED (3)

OYh7xFQ.jpg


1964-65: Dos goles de Denis Law y uno de George Best en Old Trafford contra el Arsenal, le dan al Manchester United la 6ª Liga de su historia. Por mejor coeficiente de goles, ya que acaba empatado a 61 puntos con el Leeds United en una recta final dramática. Aquella tarde del 26 de Abril de 1965 el United salio con: Pat Dunne; Brennan, Tony Dunne, Crerand, Foulkes, Stiles, Connelly, Charlton, Herd, Law y Best.

1965-66: El highlight de la temporada se produce en la vuelta de los cuartos de final de la XI Copa de Europa, el 9/3/1966 en el Estadio da Luz, ante el glorificado Benfica. El United destruye literalmente a los portugueses con una asombrosa exhibición: 1-5. Best (2), Charlton, Crerand y Connelly. Será el Partizán de Belgrado en semifinales el que impedirá al Manchester United disputar su primera final europea. En la Liga, no pasa de la 4ª posición. Charlton juega un total de 54 partidos y anota 18 goles.

1966: Inglaterra organiza “su” Mundial (*). Bobby Charlton es el alma de los pross, distribuyendo juego con una misteriosa habilidad y apareciendo por cualquier lugar del campo. Anota el primer gol ante Méjico en una magnífica jugada personal arrancando desde su terreno y culminando con un disparo desde muy fuera del área; marca los dos goles en la semifinal con Portugal -uno de los mejores partidos de su carrera- y es especialmente recordado el segundo: un remate que deja sin reacción al meta luso. Ya en la final, contra la entonces RFA, un joven Franz Beckenbauer, se convierte en su sombra durante los 120 minutos de partido: se anulan mutuamente el talento consagrado con el talento del futuro. Inglaterra vence 4-2 y consigue su única Copa del Mundo.

El año es perfecto para Charlton: a la Copa del Mundo (entonces Jules Rimet), añade el Balón de Oro como mejor futbolista europeo en 1966. Pocas veces habrá sido tan justa la elección.

(*) Un torneo que dejó una extraña mezcla de sensaciones y que siempre estará bajo sospecha por muchos razonamientos que no vienen al caso aquí.

FIJNBq5.jpg


1966-67: El United otra vez Campeón de Liga. Charlton disputa todos los partidos (42) y marca 12 goles, es absolutamente imprescindible para los devils tanto como la efectividad de Law en su última gran temporada 38 partidos = 25 goles o las genialidades de un George Best que llevaba camino de la leyenda. Ingresa en el club el meta Alex Stepney procedente del Chelsea.

1967-68: El Manchester United se proclama Campeón de Europa al derrotar al Benfica, tras prórroga, por 4-1 en la final disputada el 29/5/1968 en Wembley. Bobby Charlton abre y cierra el marcador; los otros dos goles los marcan George Best y Brian Kidd. Diez años después de Munich, el equipo alcanza el cielo europeo. Los campeones son: Stepney; Brennan, Dune, Crerand, Foulkes, Stiles, Best, Kidd, Charlton, Sadler y Aston.

Desafortunadamente, en el triunfo mas importante de la historia de la entidad, Denis Law no puede participar porque las lesiones empiezan a martirizarlo. La temporada, aunque brillantísima, tiene mas sombras: el ManU regala una Liga que tenía encarrilada con una escandalosa derrota (6-3) en The Hawthorns ante el West Bromwich a tres jornadas del final, de lo que se aprovecha el Manchester City para acceder al liderato y proclamarse campeón.

Bobby Charlton sigue siendo vital para el equipo, pero por primera vez aparece alguien que lo eclipsa en cifras y protagonismo: George Best. El irlandés disputa los mismos partidos oficiales que Charlton (53) y consigue 32 goles mientras su fama crece como la espuma. Bobby, que ya es campeón del mundo con Inglaterra y de Europa con el Manchester United, suma 20. Denis Law, solo pude jugar 23 partidos y anota 10 tantos.

aVFenKC.jpg

29 de Mayo de 1968: Charlton ante el segundo partido mas importante de su vida.

Cuesta imaginar en el verano de 1968 que el Manchester United iba a tardar 26 años en volver a ganar el Campeonato de Liga y 31 en levantar de nuevo la Copa de Europa (*) y mucho menos que a partir de esta temporada, el ocaso de los red devils va a ser constante hasta llevarlo al abismo.

(*) Se puede argumentar de que la era Bobby Charlton/Manchester United se saldara con pocos títulos en proporción a su leyenda, pero se rebate con dos razonamientos: la primera es que el ManU quedó inutilizado por lo menos cinco años (desde 1958 a 1963) a causa de la tragedia de Munich. La segunda, el potencial que en aquellos años poseían varios equipos de la Liga y que justifica que en 7 temporadas (desde 1967 a 1973) el campeonato se lo adjudicaran 7 equipos diferentes (1967: ManU 1968: ManCity 1969: Leeds 1970: Everton 1971: Arsenal 1972: Derby 1973: Liverpool). Un caso único en Europa. El United peleó entre otros contra el mejor Leeds de la historia, con los grandes Manchester City y Arsenal y contra un Liverpool que ya empezaba a asomar la cabeza.

1968-69: La primera decepción llega con la derrota en la final de la Intercontinental que se la lleva Estudiantes de la Plata después de dos violentos partidos. La segunda, en una Liga en la que el Manchester United se desploma hasta la 11ª posición. La tercera, en una semifinal de la Copa de Europa en la que el AC Milan -como en 1958-, impide al ManU el paso a su segunda final.

Boby Charlton continua, a sus 32 años tan solvente como siempre, disputando 48 partidos y consiguiendo 7 goles, Law disfruta de un comeback importante: 45 partidos con 30 tantos y George Best, que ya ha insinuado intenciones de descender a los infiernos, juega 55 partidos y anota 25 goles.

UtKqIYO.jpg
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
THE HOLY TRINITY (y 3)

9uvzKkW.jpg


LA SANGRE DEL MANCHESTER UNITED (y 4)


adgfaye.jpg


El 14 de Enero de 1969, Matt Busby anuncia su decisión de abandonar el banquillo del Manchester United al final de la campaña, para convertirse en Director General, lo que llevará consigo daños colaterales importantes, entre ellos el de George Best, al que Busby, que entre otras muchas cosas era pastor de almas, parecía el único capaz de frenarle en su desordenada existencia. El otro perjudicado es Jimmy Murphy.

A veces, la historia termina escribiéndose con renglones torcidos. Es el caso del comportamiento del Manchester United con Jimmy Murphy cuando la renuncia de Busby al banquillo incluía la de su mano derecha. Sencillamente, fue casi olvidado. Nadie le preguntó ni le consultó nada. El sustituto de Matt Busby, Wilf McGuiness -ex jugador- no ayudó demasiado. No consultó a su viejo mentor y no le dio mucho trabajo que hacer. El hombre que mantuvo con sus manos a un equipo deshecho después de la tragedia de 1958, fue apartado y casi obligado a sentarse en el despacho de Joe Amstrong (*) para ocasionalmente buscar jóvenes talentos por 25 libras a la semana.

Murphy nunca supo conducir, pero el club siempre le había pagado un taxi para llevarlo desde su casa hasta Old Trafford o al campo de entrenamiento. Eso fue considerado un gasto innecesario y Murphy tuvo la certeza de que todo había terminado cuando se vio obligado a subir a un autobús para llegar a su puesto de trabajo.

(*) El descubridor de Bobby Charlton

El 16 de Agosto de 1969, juega su último partido con el Manchester United, Bill Foulkes (37 años), después de 688 partidos con el equipo de su vida al que llegó con solo 16.

1969-70: Wilf Mc Guiness es el nuevo manager, pero el United ya no es referencia en la Liga: termina en un oscuro 8º puesto. Law vuelve a ser golpeado por las lesiones (solo juega 13 partidos) y Bobby Charlton, que se encuentra ante su cuarto mundial, exhibe unos números notables: consigue marcar 17 goles en 57 partidos oficiales y junto con David Sadler es el mas alineado en la temporada. Best, con apenas 24 años, consigue anotar 23 goles en 53 partidos, pero su evolución al margen del fútbol empieza a ser alarmante.

Pese a que el seleccionador Alf Ramsey, declara ante el Mundial de Méjico ´70: “Somos mas fuertes que en 1966”, ello no es exactamente cierto. Y mas concretamente, en el caso de Charlton que sigue desparramando calidad, voluntad y trabajo, pero que ya no patea el campo como lo hizo cuatro años atrás. Sus llegadas ya son mas espaciadas y su posición en el campo queda mas fijada en la zona de medios. Eso se advierte en los cuatro partidos que juega Inglaterra. Es la RFA quien se toma la revancha de la final del 66 cuando elimina a los ingleses en cuartos de final en León, en la prórroga y levantando un 0-2.

1970-71: Wilf Mc Guiness es destituido en Diciembre de 1970. El Manchester United vegeta en la 18ª posición de la tabla y Matt Busby tiene que salir al rescate como medida excepcional. Consigue 24 puntos de 38 posibles y clasifica al equipo 8º, igual que la temporada anterior. Charlton, con 33 años, es el futbolista mas alineado en partidos oficiales: 50. Marca 8 goles. George Best, en 48 consigue 21 y Denis Law en 34 anota 16.

1971-72: Frank O´Farrell es el nuevo entrenador. El ManU se encontraba lider con cinco puntos de ventaja sobre el Derby County (jornada 20) hacia las Navidades de 1971, pero solo ganó cinco partidos en toda la 2ª vuelta. Otra vez octavo. George Best y Bobby Charlton son los mas participativos: 53 partidos. El primero marca 23 goles y el segundo, 12. Law, el otro componente de La Santísima Trinidad, se alinea en 41 partidos y anota 13 tantos.

cjfevMc.jpg

Enero de 1971, Stamford Bridge: Charlton, inconfundible, defendiendo un golpe franco.

1972-73: El 16/12/1972 (jornada 22) el Manchester United cae a la zona de descenso tras un encuentro caótico frente al colista Crystal Palace en Selhurst Park donde es abatido por 5-0. Las consecuencias son inmediatas: la dirección anuncia la destitución de O´Farrell y que George Best no jugará mas con el club, harto de sus frecuentes desapariciones.

El escocés Tommy Docherty fue designado entrenador y su primera medida es restituir a George Best para la causa, pero el United es una institución en pleno declive y finaliza el torneo en la posición 18, muy cerca del descenso. Es importante señalar que el máximo goleador en el torneo es Bobby Charlton con 6 miserables goles en 34 partidos disputados. Estaba claro que el ManU se encontraba en caída libre y para empeorar la situación, Charlton anuncia su marcha. Y Denis Law, también. El genial escocés solo apareció 11 veces en la temporada y su gol ante el Ipswich Town, el día de la apertura liguera, fue su único de la campaña. Los dioses también envejecen y el United se desangra.

Best es un caso aparte: decide reventar su carrera definitivamente. 19 partido ligueros y 4 goles. 26 años.

Bobby Charlton disputa su último partido con el Manchester United el 28 de Abril de 1973 en Stamford Bridge frente al Chelsea (*). Han sido 758. En tan largo recorrido jamás tuvo un mal gesto en el terreno de juego, ni fue amonestado o expulsado. Deja el recuerdo de modestia, empeño y amor propio, de un cerebro privilegiado (alguien dijo, que el fútbol lo tiene en la cabeza y le sale por los pies), de una capacidad de organización y de brega inusual, de utilizar con la misma precisión ambas piernas y de no haberse creado un solo enemigo en su carrera.

Embajador para siempre del Manchester United, fue el que bautizó en su día a Old Trafford como “El teatro de los sueños”.

(*) Charlton acabaría sus días como futbolista en el Preston North End donde desde 1973 a 1975 alternó funciones de jugador/entrenador, disputando 38 partidos oficiales y marcando 8 goles y en el irlandés, Waterford United en 1976: 3 partidos.

y4QYSue.jpg


Cuando Busby regresó brevemente a su antiguo puesto de entrenador en 1971 para sacar al United de un peligroso atolladero, nunca hubo la menor duda de que eso fuera permanente. Continuó como Director hasta convertirse en Presidente de Honor en 1980.

Falleció el 20 de Enero de 1994, en Manchester, a los 84 años.

Antes, pudo celebrar en Old Trafford como el Manchester United conseguía su octavo título de Liga en 1993. El anterior lo hizo con él de entrenador en 1967.

Jimmy Murphy no tuvo esa suerte. Murió el 14 de Noviembre de 1989, también en Manchester, a los 79 años. Al poco, el ManU creó el Trofeo Jimmy Murphy que premia al mejor jugador joven del club. No mucho mas ha hecho el United para honrar la memoria de un hombre tan importante para la historia de la entidad, que siempre prefiero trabajar en la sombra, que odiaba las cámaras y que llegó a rechazar ofertas para gestionar al Arsenal y Juventus, entre otras.

Fuentes:

Enciclopedia Mundial del Fútbol.
Editorial Océano, 1981.
Enciclopedia del Fútbol. Ramón Melcón y Miguel Vidal, 1973.
Campeonatos Mundiales de Fútbol. Martin Tyler, 1978.
El Deporte Rey. Desmond Morris, 1982.
Hemeroteca de El Mundo Deportivo.

Web About ManUtd, the Manchester United Football Club resource.
Web FranklymrsSpencer.blogspot.
Web Manchester United mad.
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
LA OVEJA NEGRA DE LA FAMILIA (1)

Hjexa4w.jpg


Norbert Peter Stiles, Nobby, nace el 18 de Mayo de 1942 en el barrio de Collyhurts, en el norte de Manchester, un barrio obrero mayoritariamente poblado por irlandeses. Ya desde muy joven, Nobby, como le llama todo el mundo, tiene varias pasiones: el fútbol, el Manchester United y meterse en todo tipo de peleas.

A Nobby le faltaban varios incisivos de arriba. Hay dos versiones: la primera habla de que se cayó del sofá cuando de niño seguía por la radio con ardor un partido del United. La segunda, que los perdió en una de las batallas del rudo fútbol inglés de aquella época.

Nobby destacó en el fútbol juvenil de esos años por su incansable brega, sin calidad alguna, pero con ida y vuelta. A los 17 años vio cumplido su sueño cuando el Manchester United le dio una oportunidad en sus categorías inferiores. Jugaba de defensa pero no tenía aspecto de defensa. Realmente, no tenía aspecto de nada. Ni de deportista. Solo medía 1,68, era medio calvo y además de la falta de dientes, era terriblemente miope. Cuando corría, lo hacía con los hombros hundidos y la cabeza extrañamente inclinada hacía atrás en una postura incomprensible. Y sacudía. Y como sacudía.

Lo cierto es que de juvenil, empezó a destacar e incluso llegó a jugar en la sub-23 de Inglaterra donde llamaba la atención por lo desastroso de su aspecto y por su incombustible actitud. Tuvo suerte. Mucha suerte. Matt Busby admiraba su trabajo, su garra y su coraje, pero no tenía sitio en aquél Manchester United que se reconstruía a marchas forzadas de la tragedia de Munich y sin duda, estaba predestinado a caer a un equipo bastante menor cuando con motivo de la lesión del medio defensivo Maurice Setters, Busby se ve obligado a contar con él.

Y Nobby debuta el 1 de Octubre de 1960 con 18 años en partido de Liga en el campo del Bolton. Los devils empatan a uno y el gol del United lo consigue el futuro cuñado de Nobby, Johnny Giles, aquél galés que cubrió una etapa con el ManU (1959-1963) antes de pasar a formar parte del Dirty Leeds de la segunda mitad de los 60 y primera mitad de los 70, en donde bajo las órdenes de Don Revie, se distinguió junto a ejemplares como Billy Bremner, Norman Hunter, Jack Charlton y demás niños de guardería, en repartir palos hasta en el mismo túnel de vestuarios. Nobby se casaría con la hermana de Giles, Kay Giles en 1961.

A partir de su debut, Nobby será un fijo en el once titular del equipo. Matt Busby, que también debía tener su mitad oscura, aprovechó las características de nuestro héroe (jugar sencillo y no dar nunca un balón por perdido), alteró su demarcación y de defensa lo convirtió en un medio centro defensivo destructor. Destructor en toda la acepción de la palabra. Su cometido era sencillo: anular por lo civil o lo criminal la creatividad del media punta o del organizador del equipo rival, recuperar el balón y dárselo a Bobby Charlton, el auténtico cerebro, el verdadero corazón del United, siempre que lo tuviera cerca. De no ser así, mandarlo lo mas lejos posible.

oZpYhPe.jpg


De hecho, tanto con Inglaterra (Nobby fue 28 veces internacional) como con el Manchester United, su posición siempre fue la misma: en el Mundial de 1966, los cuatro defensas en línea de la selección por los que apostó el seleccionador Alf Ramsey, eran George Cohen, Jack Charlton, Boby Moore y Ray Wilson y aplicó el sistema de Busby en el ManU con Tony Dunne, Francis Burns, Billy Foulkes y Paddy Crerand. Colocó a Nobby por delante de todos ellos, como de escudo protector, para que cometiera todas las faltas que le diera la gana en una época en la que no existían las tarjetas.

En ese Mundial, el primero televisado vía satélite a toda la tierra, Nobby se distinguió por su acoso y violencia. Y toda la tierra pudo ver la impunidad con la que el amigo, repetía faltas y mas faltas sobre la figura del equipo contrario ante la pasividad del árbitro.

Inglaterra ganó su Mundial y Nobby dejó su huella, entre otros, en el francés Simón, lesionado en un choque peligroso, según Martin Tyler en Campeonatos Mundiales de Fútbol de 1978, en el portugués Eusebio o en el argentino Onega, origen de la expulsión de Rattin en el Inglaterra-Argentina de cuartos de final en Wembley.

io28gjI.jpg


En lo de atizar, Nobby, nunca discriminó a nadie ni tuvo en cuenta razas ni colores: lo mismo le dio Greaves que Eusebio, o Rivera, Mazzola, Overath, Onega, Rocha, Albert… Ni siquiera respetó a sus compañeros de equipo Denis Law y George Best cuando se los encontró con Escocia e Irlanda. Resultaba odioso para todas las aficiones del mundo, salvo para la del United, claro.

Nobby fue campeón del mundo y la TV transmitió las famosas imágenes de su celebración con la entonces Jules Rimet en una mano y sin su dentadura postiza, que se había quitado para dejar al aire sus horripilantes mellas, improvisando un patético baile que causó bochorno hasta en Inglaterra. A partir de esa final, la carrera de Nobby con la selección inglesa, entró en franca recesión, no así en el Manchester United, donde aún fue indiscutible hasta la marcha de Busby del banquillo en el verano de 1969.

Quedamos en que Nobby seguía jugando, cada vez con peor aspecto, con menos pelo y mas miope. Su miopía fue tan a mas, que sus compañeros se asustaron cuando vieron que no podía distinguir los naipes con los que estaba jugando en la concentración. Finalmente, Busby habló con Nobby y este le confesó que el problema iba en aumento y que no quería jugar con gafas (entonces permitido por el reglamento). Busby solventó el tema encargando unas lentillas, por aquellos tiempos, un avance reciente.
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
LA OVEJA NEGRA DE LA FAMILIA (y 2)

6nhXLZC.jpg


Y a todo esto, el Manchester United se corona campeón de Europa el 29 de Mayo de 1968, al vencer derspués de una prórroga en la final de Wembley, al Benfica por 4-1.
Nobby sigue en su línea destroyer y aunque su marcaje a Eusebio no fue tan intenso como dos años atrás, la actitud es la misma: sobre la media hora de partido hace que el delantero portugués pierda los nervios cuando en la línea de medios y con el benfiquista controlando el balón de espaldas a la portería, le atiza una patada en el tobillo y un empujón todo a la vez y por el mismo precio. En rápida sucesión, Charlton y Sadler le entran por detrás y el que paga los platos rotos es Paddy Crerand que recibe un rodillazo del mozambiqueño. En la breve trifulca que se organiza, Nobby acaba zarandeado por los portugueses, mucho mas corpulentos, que casi le arrancan la camiseta.

7zihq3n.jpg

1968: Nobby y Bobby Charlton, Campeones de Europa con el ManU.

Nobby
se convierte junto con Bobby Charlton, en el único futbolista inglés que se ha proclamado campeón de Europa con su equipo y campeón del Mundo con su selección. Que cosas.

El Manchester United no gana la Intercontinental a Estudiantes en el otoño de 1968. La ida se juega en el escenario accidental de la Bombonera de Boca Juniors por un tema de capacidad. El ambiente es terriblemente hostíl porque el público argentino tiene memoria y muy fresca, sobre lo acontecido en el Mundial de Inglaterra en aquellos celebres cuartos de final en Wembley. Y Nobby es el blanco preferido. Y el partido es durísimo. El arbitro, el paraguayo Sosa Miranda, advirtió ya en la primera parte a Nobby que lo expulsaría si persistía en su actitud. Un encontronazo con Madero había provocado una lesión cortante en el pómulo derecho de Nobby. También se las tuvo con Bilardo. Ya en la segunda, el árbitro vuelve a llamarlo y le amenaza con la expulsión si continua con las brusquedades. Por fin, a diez minutos del final, se produce su expulsión. Nobby abandona el terreno de juego dirigiendo gestos obscenos al árbitro y a público.

La temporada 1969-70 la estrena el United con nuevo entrenador: Wilf McGuinness y la estrella de Nobby, que ya solo juega 8 partidos de Liga, empieza a declinar claramente. Es un modelo caducado, aunque Alf Ramsey, cabezón como pocos, se empeñe en recuperarlo para el Mundial de Méjico ´70. Nobby no jugó ni un minuto; ya era abiertamente un reserva. En realidad su posición desde 1966 se la adjudicó al spur Allan Mullery. El que fuera el primer Mundial en el que se estrenaron las tarjetas y el clamor popular contra lo sucedido en Inglaterra cuatro años atrás, con Nobby a la cabeza, acabaron con su carrera internacional.

El 13 de Abril de 1971, en el feudo del Coventry City, Nobby jugaría su último partido con el Manchester United. Es traspasado al Middlesbrough cuando tiene 28 años, esa edad en la que casi todos los futbolistas se encuentran en la plenitud. Las tarjetas también habían acabado con su etapa en el United. Norbert Peter Stiles abandona el club de su vida después de 11 temporadas y 395 partidos oficiales (19 goles). Fue Campeón de Liga en 1965 y 1967, de la Cup en 1963 y de Europa en 1968.

qiCh9on.jpg



1970-71: la última temporada de Nobby en el Manchester United.En el Boro permaneció dos temporadas (1971-72 y 1972-73) y posteriormente ejerció de jugador-entrenador en el Preston North End hasta 1975. Tras una aventura americana como entrenador de los Vancouvers Whitecaps canadienses, regresó a Inglaterra para entrenar en 1985 al West Bromwich Albión. En 1989 aceptó un puesto como técnico en las categorías inferiores del Manchester United y por sus manos pasaron entre otros, David Beckham, Ryan Giggs y Paul Scholes. En 1993, se retiró definitivamente del mundo del fútbol. En el 2003 publica una autobiografía titulada “After the ball”, debió titularla: “A por el tobillo”.

En el 2010, sale de las catacumbas y vuelve a ser noticia, cuando se supo que subastó en Escocia todos sus recuerdos como jugador de fútbol, camisetas, trofeos y las medallas conmemorativas del título Mundial de 1966 y la Copa de Europa de 1968. Se pensó que Nobby estaba en apuros pero no era así: tiene tres hijos y le pareció mucho mas práctico dejarles dinero en herencia que dos medallas. Los recuerdos de Nobby los adquirió el Manchester United por 200.000 libras.

7yH4Ufk.jpg


Actualmente, suma 72 años y tiene algunos problemas de salud. Si pone el mismo empeño en combatirlos como el que puso en golpear a los contrarios en su día, hay Nobby para años. Así sea.
Fuentes:

Stiles, el hombre al que retiraron las tarjetas. EL PAIS deportes. 3/3/13.
¿Qué fue de? Nobby Stiles. 20 minutos. 26/1/2011.
Campeonatos Mundiales de Fútbol. Martín Tyler 1978.
Enciclopedia Mundial del Fútbol. Editorial Océano. 1981.
Enciclopedia del Fútbol. Ramón Melcón y Miguel Vidal. 1972.
Web About ManUnited.
Web Manchester United Mad.

Publicado en otra web el 9/3/2014
 

Pablo V18

Mega Fútbol
7.528
20/4/12
jajaja genial historia
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
1974: EL MANCHESTER UNITED BAJA AL INFIERNO (1)
Desde que se convirtió en Mayo de 1968 en el primer club inglés en levantar la Copa de Europa, el Manchester United se instaló en un lento pero imparable declive que tendría su culminación en la temporada 1973-74. Fue una caída atroz, imposible de detener. Ya no estaban ni Bobby Charlton ni Denis Law y aunque Tom Docherty, el manager, había restituido a George Best, el irlandés, en realidad ya era irrecuperable.

El escenario estaba preparado para una temporada probablemente borrascosa, pero no para el final que se produjo. Esta era la plantilla del ManU:

Porteros
Alex Stepney y Jimmy Rimmer.

Defensas
Jim Holton, Martin Buchan, Steve James, Tony Young, Alex Forsyth , Stewart Houston, Peter Fletcher y Brian Greenhoff.

Centrocampistas
Gerry Daly, George Graham, Lou Macari, Mick Martin, Jim McCalliog, Sammy McIlroy y Ian Storey-Moore.

Delanteros
Trevor Anderson, George Best, Paul Bielby, George Buchan, Brian Kidd, Ray O´Brien y Willie Morgan.

hHVGoH5.jpg


En la 1ª jornada, desplazamiento a Highbury (25/9/1973), con Stepney; Young, Martín Buchan, Daly (McIlroy), Holton, James, Morgan, Anderson, Macari, Graham y Martin. El Arsenal golpea por tres veces: el Manchester United no existió. La 2ª (29/8/1973) y la 3ª jornada (1/9/1973) se juegan en Old Trafford y significan dos victorias para los devils: 1-0 frente a Stoke con gol de Steve James y 2-1 frente al Queen´s Park Rangers (Jim Holton y Sammy McIlroy) (1).

(1) El calendario liguero fue muy irregular. A los dos partidos seguidos en Old Trafford siguieron dos mas como visitante y posteriormente, otros dos en Manchester. Esto sucedió a menudo a lo largo de la temporada. Como enfrentarse al mismo equipo (Leicester, por ejemplo) dos veces en menos de 15 días. Lo he comprobado en varias fuentes y no solo era el Manchester United al que le ocurría esto. Era global. Posiblemente ese calendario quedó alterado en previsión de una posible clasificación -que luego no se produjo- de Inglaterra para el Mundial de Alemania ´74.

WFi5wir.jpg

Jim Holton. Un escocés que Tom Docherty trajo del West Brom y que había debutado con el ManU el 20/1/1973 ante el West Ham.

El 5/9/1973 el ManU es derrotado en Filbert Street, Leicester, por 1-0, y el 8/9/1973 en Portman Road, por el Ipswich Town: 2-1. Ya en la 6ª jornada y en Old Trafford (12/9/1973), tercera derrota consecutiva contra el Leicester: 1-2. El gol de los devils lo consigue de penalty el meta Stepney, escogido por Docherty para lanzar las faltas máximas. El equipo está ya situado en la posición 20º de 22 con tan solo 4 puntos. Unicamente West Ham (3) y Birmingham (1) tienen menos puntuación.

7ª jornada en Old Trafford y victoria 3-1 ante los hammers con dos goles de Brian Kidd y otro de Ian Storey-Moore. Posteriormente, con dos empates sin goles en Leeds (22/9/1973) y como local frente a Liverpool (29/9/1973) concluye Septiembre; El United se encuentra en la posición 14 con 8 puntos.

Octubre arranca con derrota 2-1 en Molineux ante los Wolves (6/10/1973): no basta el gol de McIlroy. Ya en la 11ª jornada (13/10/1973) es el Derby County quien se lleva los 2 puntos de Old Trafford y siete días después (20/10/1973) y en el mismo escenario, el Manchester United supera por 1-0 al Birmingham con gol de penalty del meta Alex Stepney la tarde de la vuelta de George Best al equipo. El irlandés sería sustituido por Mick Martin en el minuto 75 y la alineación fue: Stepney; Buchan, Young, Greenhoff, Holton, James, Morgan, Kidd, Macari, Graham y Best (Martin). Como puede verse, aún con tres campeones de Europa de 1968: Stepney, Brian Kidd y Best. La posición en la tabla es la 16ª con 10 puntos tras 12 jornadas, muy cerca del descenso que marca el Norwich con 8.

MB37Ah8.jpg

Sammy McIlroy. Nacido en Belfast, había debutado en un derby ManU-ManCity en Noviembre de 1971 cuando el United estaba dirigido por Frank O´Farrell.

Empate a cero (27/10/1973) en el campo del Burnley y también empate pero a dos, en Old Trafford (3/11/1973) ante Chelsea. Dos tantos a última hora de los defensas Young y Greenhoff salvan un punto. Estamos en la jornada 14 y a partir de aquí el United va a precipitarse al abismo. Se encuentra 14º, con ocho equipos por debajo y con 12 puntos (a 3 del descenso).
 

Pablo V18

Mega Fútbol
7.528
20/4/12
No es el mejor momento para ponerte a compartir estas historias jajaa
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
No es el mejor momento para ponerte a compartir estas historias jajaa

Pues aún me quedan dos entradas mas :rofl:

Admito que hoy el ManU no vive sus mejores tiempos, pero comparados con aquella movida esto es Disneylandia.
 
Última edición:

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
1974: EL MANCHESTER UNITED BAJA AL INFIERNO (2)
Jornada 15: George Best marca su primer gol de la temporada pero el ManU es derrotado en White Hart Lane por 2-1 (10/11/1973). Y viaja al norte y también pierde en Saint James Park (17/11/1973) a pesar de los goles de los escoceses Lou Macari y George Graham. El Newcastle se impone 3-2 y el United desciende a la posición 18. Posteriormente, afronta tres partidos consecutivos como local. Empate a cero contra un Norwich que está situado por debajo en la clasificación (24/11/1973), otro empate a nada contra Southampton (8/12/1973) y derrota 2-3 ante Coventry City (15/12/1973) la tarde en que George Best anota su último gol como jugador del Manchester United.

Cuatro partidos durante el periodo navideño y solo una victoria del Manchester United cuando Ipswich Town visita Old Trafford (29/12/1973) con goles de Macari y McIlroy: 2-0. Antes de eso, los devils fueron derrotados en Anfield por 2-0 (22/12/1973) y otra vez como locales (26/12/1973) por Sheffield United por 1-2. Lou Macari conseguiría el único gol del United.

WwOJQsr.jpg

Tommy Docherty, Doc. Escocés. Llegó al ManU en Diciembre de 1972 tras el despido de Frank O´Farrell y consiguió rescatar a los devils de una situación crítica. Intentó recuperar por todos los medios a George Best sin éxito y tampoco pudo evitar el descenso de 1974. No obstante se le mantuvo en su cargo y logró el ascenso en 1975, pelear casi hasta el final por la Liga en 1976, llegar hasta la final de la FA Cup y perderla ante Southampton y ganarla en 1977 en un excitante enfrentamiento ante un Liverpool que se proclamaría pocos días después campeón de Europa. Su salida del Manchester United, en Julio de 1977 se debió a temas extradeportivos: un affaire con la mujer de uno de los fisioterapeutas del equipo. Doc se metió en la cama equivocada y hasta aquí hemos llegado. Probablemente hubiera permanecido en el cargo mucho mas tiempo.

La tarde del Año Nuevo de 1974 se produce en Loftus Road una dolorosa derrota: el QPR destruye al equipo de Docherty 3-0. Es importante recordar la alineación de aquella jornada: Stepney; Houston, Buchan, Holton, Greenhoff, Morgan, Best, McIlroy, Young, Macari y Graham. Lo de importante viene a que este encuentro, que sería de la jornada 23 para el United y el 24 para el QPR (los aplazamientos, ya se sabe) es el último de George Best con el Manchester United. Tres días después acabó definitivamente con la paciencia de Tommy Docherty, su principal defensor incluso en lo indefendible, al no presentarse a un entrenamiento. Con 27 años, el jugador mas genial que Irlanda dio nunca al mundo del fútbol, acababa su carrera en primer nivel y enfilaba la autopista a su abismo particular.

Y a todo esto, el Manchester United ya se encuentra en zona de descenso. Una zona de la que ya no conseguirá evadirse. Situado en la posición 20 con solo 16 puntos en 23 partidos, tiene por debajo a West Ham 24 partidos /15 puntos y al colista Norwich City 23/13. Y precisamente visita Upton Park la tarde del 12/1/1974 con ciertas esperanzas de conseguir su primer triunfo en campo contrario. Tampoco. Los hammers vencieron 2-1 y el United cayó a la penúltima posición. La primera formación post-Best: Stepney; Forsyth, Houston, Holton, Buchan, Greenhoff, Morgan, Young, Kidd (McIlroy), Macari y Graham. El gol lo consiguió McIlroy y en el once inicial hay siete jugadores escoceses, una constante en aquella temporada.

El 19/1/1974, el Arsenal empata a uno en Old Trafford. El gol es de Steve James y la situación del Manchester United empieza a ser muy delicada. Todo empeorará a velocidad de vértigo: el Coventry infringe a los devils la novena derrota en campo contrario sobre once partidos: 1-0 (2/2/1974). Y el 9/2/1974 el visitante es el Leeds United. No hay la Guerra de las dos Rosas ni nada que se le parezca: ante una escandalosa fragilidad defensiva, Mick Jones y Joe Jordan liquidan el partido y envían al United a la última posición de la tabla. Docherty saca a Stepney; Forsyth (McIlroy), Houston, Holton, Buchan, James, Greenhoff, Morgan, Young, Kidd y Macari. Don Revie alinea a Harvey, Reaney (Jordan), Cherry, Bremner, McQueen, Madeley, Hunter, Lorimer, Clark, Jones y Yorath.

hAM3vPe.jpg

Brian Greenhoff debutó esta temporada y permanecería en el ManU hasta 1979.

Los números del Manchester United después de 27 jornadas son aterradores: solo 5 victorias, 7 empates y 15 derrotas. 22 goles a favor y 36 en contra. 17 miserables puntos. En aquellos momentos, a seis de la salvación: el West Ham era 19º con 23 puntos. Pero hay mas datos que condenan al ManU: un punto conseguido en los cinco partidos de 1974 y tan solo una victoria en los últimos 15.

Stewart Houston y Jimmy Greenhoff anotan en el Baseball Ground (16/2/1974)y el Manchester United empata a dos goles frente al Derby County y termina con la racha de seis derrotas consecutivas en los desplazamientos. Abandona el último lugar de la tabla que ocupa ahora el Norwich. Tras 28 jornadas, la salvación se encuentra a siete puntos.

23/2/1974: Los devils desaprovechan la oportunidad de reducir esos siete puntos al empatar sin goles en Old Trafford contra los Wolves.

Un gol de Lou Macari le da al United su primera victoria del año y la primera en campo contrario en Brammall Lane, feudo del Sheffield United. Pero la situación sigue siendo desesperada: la salvación todavía está a seis puntos a falta de 12 jornadas para el final. 20º Birmingham con 23 puntos, 21º ManU con 21 y 22º Norwich con 19. La línea de la salvación la marca un desdichado Chelsea que es 19º con 27.

Diez días después (13/3/1974) el primer derby de Manchester de la temporada. 51.000 espectadores fueron testigos en Maine Road de un aburrido partido amenizado por las expulsiones de Lou Macari y del citizen Mike Doyle. Ambos se negaron a abandonar el terreno de juego y el referee, Clive Thomas, habló con los dos equipos hasta que los jugadores aceptaron su decisión. Posteriormente, la policía los detuvo en el vestuario




 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
1974: EL MANCHESTER UNITED BAJA AL INFIERNO (y 3)

La visita a Saint Andrews (16/3/1974) es absolutamente vital para el futuro del Manchester United. Pero también lo es para el del Birmingham que gana 1-0 y deja un paisaje devastador para un equipo que ha vuelto a fallar en un momento clave. La salvación vuelve a estar a 7 puntos y solo faltan 10 jornadas.


El ManU vuelve a la última posición de la tabla. Los Spurs se imponen en Old Trafford 0-1 (23/3/1974). Lo único que favorece ya relativamente a los devils son los partidos pendientes. Veamos las posiciones de descenso: 20º Birmingham con 34 partidos jugados y 27 puntos, 21º Norwich con 35 y 25 y 22º Manchester United con 33 y 22. La famosa línea de salvación la marca el West Ham (19º) que ha jugado 35 partidos con 29 puntos. 18º se encuentra el Southampton también con 35 partidos completados pero con 31 puntos.

Los números del United siguen arrojando datos terroríficos cuando visitan Stamford Bridge (30/3/1974): solo un gol en los últimos cinco partidos. A los 7 minutos, Willie Morgan anota el 0-1 y mediada la 2ª parte, Gerry Daly y Sammy McIlroy marcan en rápida sucesión. Han sido seis meses sin marcar tres goles y aunque Bill Garner recortó para el Chelsea, la victoria por 1-3 significaba un soplo de vida aunque el equipo continuaba colista.

34mARCI.jpg

Brian Kidd: con el Manchester United fue Campeón de Europa en 1968.

El 3/4/1974 empate a tres en Old Trafford ante Burnley. Como local, solo una victoria en los últimos diez partidos, lo que destruía casi completamente las esperanzas de sobrevivir. Era una sangría que nadie era capaz de detener. Los goles de McIlroy, Forsyth y Holton solo valen un punto.

En el fin de semana siguiente (6/4/1974), el United tenía un enfrentamiento crucial contra un equipo inmediatamente situado encima suyo: el Norwich City en Carrow Road. Marcan Greenhoff y Macari y el Manchester United abandona la última posición aunque todavía tenía la salvación a 5 puntos cuando solo faltaban 6 jornadas.

El 13/4/1974 el ManU acaba venciendo en Old Trafford al Newcastle gracias a un gol de Jimmy McCalliog. Era la primera vez desde la 3ª jornada que el equipo consigue enlazar dos victorias consecutivas y la primera del año como local. Ahora, la salvación estaba a tres puntos y con un partido menos (Everton en Goodison Park), que Southampton y Birmingham.

El Lunes de Pascua (15/4/1974) el Everton es derrotado en Old Trafford por 3-0 (McCalliog (2) y Houston), el United suma su tercera victoria consecutiva y se coloca a dos puntos de la salvación. La tabla queda de esta manera: 19º Southampton: 39 partidos y 33 puntos, 20º United: 38 y 31, 21º Birmingham: 38 y 31 y 22º Norwich con 38 y 26, prácticamente sentenciado.

Es absolutamente imprescindible para que el Manchester United siga manteniendo las constantes vitales, el choque del 20/4/1974 en Southampton. Pero no consigue lo que hubiera sido su 4ª victoria consecutiva y un salto de tigre hacia la permanencia. Mike Channon marcó para los saints y otra vez McCalliog (4 goles en 3 partidos) empata de penalty. El resultado es una catástrofe para el ManU, que es superado por el Birmingham, con la salvación aún a dos puntos, pero en Goodison Park (23/4/1974) las esperanzas se desvanecen casi por completo: un gol de Mick Lyons abate a los devils y los aboca a un descenso casi imposible de evitar. Además, esa derrota se combina con la derrota del Southampton en Burnley y la clara victoria del Birmingham (4-0) ante QPR.

YVSGytw.png

La situación era límite.

El derby del 27 de Abril de 1974 en Old Trafford contra el Manchester City se convierte en uno de los días mas sombríos para el ManU, que había permanecido en la máxima división en los últimos 36 años. Solo valía ganar pero aún y así, posiblemente no fuera suficiente. Dependía de una doble combinación para seguir vivo hasta el último partido en el terreno del Stoke. Esa combinación pasaba por derrotas de Birmingham y West Ham que no se produjeron y además, es Dennis Law, ahora en el City, el que rubrica con un gol de espuela a muy poco del final el descenso al infierno del Manchester United. La última vez que los devils descendieron, curiosamente lo hicieron con los mismos registros: 10 victorias, 12 empates y 20 derrotas.


Stepney; Forsyth, Buchan, Houston, Holton, Greenhoof, Daly, McCalliog, Morgan, McIlroy y Macari fueron los tristes protagonistas de la tarde.

El United completa la temporada con derrota 1-0 en Stoke (29/4/1974).

lTvQGAU.png

Tocaba reconstruir el edificio. Pero eso ya sería otra historia.

Fuentes:
FranklymrsSpencer.blogspot
www.aboutmanutd.com
11v11 Football statistics and history
Manchester United Mad
Hemeroteca Mundo Deportivo
Enciclopedia Mundial del Fútbol, Editorial Océano 1981







 

jubei_78

Mega Fútbol
169
14/6/14
Mi intención es concluir con la final de París del 28/5/1975 con un breve epílogo y luego enlazarlo con posts del Manchester United; por eso lo de La Guerra de las dos Rosas.

La lentitud es porque voy consultando y tomando notas de allí y de aquí (fuentes que al final citaré) y luego hay que cuadrar la historia y no soy precisamente un intelectual.

En realidad, me lo paso bomba porque yo viví todas las movidas del Leeds desde mas o menos 1972 (tenía 13 años) y esto de Internet me lo ha puesto a huevo. Eran un grupo digamos que peculiar.

Me alegro mucho que le interese a alguien. Seguiremos

Excelente Crónica, créeme que a muchos nos agradan este tipo de historias, alrededor del fútbol han habido tantos equipos, tantas generaciones y tantas situaciones "anecdóticas" que traerlas nuevamente al presente, permite conocer y quizás entender ciertas realidades que uno en su momento no le da mayor interés. El Leeds United tuvo sus "buenas épocas", hace años leyendo sobre los hooligans, me fui enterando de la historia de este club con tanta tradición.
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
UNA HISTORIA DE ODIO (1)
Captura de pantalla (56).png

“Siempre asoman su sucia cabeza incluso cuando no estamos cerca de ellos”.

Rick Glanvill (2006). Chelsea FC: The Official Biography. The Definitive Story of the First 100 years.

“Trae el arma de tu padre y dispara a la escoria del Chelsea”.

“¿El Destripador se llevó a tu mamá?”.


No hay amores perdidos entre Chelsea y Leeds. Pero para los no iniciados, la pregunta acerca de cómo surge esta animadversión entre un club establecido en Londres y el otro, en Yorkshire, debe ser contestada.

La rivalidad emerge por primera vez en los años sesenta, después de dos polémicos partidos ferozmente disputados y culminaría con la final de la FA Cup de 1970, considerada como el enfrentamiento más “físico” de la historia del fútbol inglés.

Posteriormente, el fenómeno hooligan fue reducido drásticamente desde los 90 y los enfrentamientos disminuyeron. En el 2003, el Leeds señalaba al Chelsea como su segundo gran rival después del Manchester United. En la biografía oficial del Chelsea, el Leeds es citado como uno de los mayores rivales después del Arsenal, Spurs y Manchester United.

Los alborotos se desparramaban en las gradas justo cuando el hooliganismo alcanzó su cénit en el fútbol británico en los 70 y 80. Los Chelsea Headhunters y Leeds Service Crew , se encontraban entre las sociedades más infamantes y protagonizaron abundantes encuentros violentos.

Captura de pantalla (57).png
“Los odiamos y nos odian”. (Ian Hutchinson).

El Chelsea fue fundado en 1905, el Leeds en 1919. Se encontraron por primera vez en partido oficial el 10/12/1927. El Leeds ganó 5-0 y por 2-3 en Stamford Bridge en el partido de la 2ª vuelta y se aseguró con ello, el ascenso a 1ª. Ambos oscilaron entre la primera y la segunda división en sus primeros años y ninguno consiguió ganar un título importante antes de la II Guerra Mundial.

En 1952 combatieron en una extenuante 5ª ronda de la FA Cup la cual necesitó de tres partidos para generar un ganador. El Chelsea finalmente se impuso en la segunda repetición por 5-1 en el Villa Park. El total de espectadores que siguieron la serie fue casi de 150.000, testigos también de la terrible dureza que provocó que el Chelsea disputara el que sería último partido con siete cambios en la alineación.

En realidad, no fue hasta los 60 cuando el significado de confrontación se materializa realmente entre los dos clubs con toda su crudeza. Bajo la dirección de Don Revie, el Leeds se convirtió por primera vez en una potencia en el fútbol inglés confirmándolo con la consecución del título de Liga en 1969. El Chelsea, asimismo, había disfrutado de un renacimiento con el entrenador Tom Docherty y también peleaba por títulos a finales de los 60.
Captura de pantalla (58).png

En 1963, el Chelsea ascendió a la 1ª división. El Leeds lo hizo en 1964. Ambos grupos llegaban con muchos jóvenes futbolistas llenos de talento y en 1965 los dos terminaron inmediatamente por detrás del Manchester United que se proclamaría campeón de Liga.

A lo largo de la siguiente década, iban a encontrarse numerosas veces en partidos ferozmente disputados.

Opina el guardameta del Chelsea, Peter Bonetti acerca del antagonismo entre los dos equipos:

“El Leeds tenía un nombre, una reputación de sucios … y por ello nosotros nos fijábamos en su parte física. En cosas que nosotros también teníamos. También éramos físicos, pero no éramos iguales que ellos en la forma de jugar”.

Tommy Baldwin dijo:

“Se producían muchos golpes, moratones y huellas que eran como un ajuste de cuentas de otros partidos. Parecían volverse locos dándonos patadas”.

Norman Hunter aseguró que con el delantero centro del Chelsea, Peter Osgood compartieron una “enorme rivalidad” y se rumoreó muchas veces que Osgood estaba en el top de la infame lista negra de Jackie Charlton de jugadores sobre los que pretendía vengarse. Aunque Charlton manifestaba que el que estaba en la lista no era Osgood, era otro jugador del Chelsea que nunca desveló.

Posiblemente, fuera Eddie McCready. Johnny Giles recordaba “la especial animadversión entre los dos equipos” y su nefasto historial con McCready.

Captura de pantalla (59).png

Esa rivalidad también fue alimentada por la tradicional división norte-sur de Inglaterra y porque los clubs tenían notables diferencias y filosofías. El Chelsea estaba relacionado con la moda londinense de la época y con famosos como Raquel Welch y Steve McQueen. El Leeds era percibido como un equipo con talento pero con un lado sucio. En esa época, la estrella del Manchester United George Best, admitió que “el Chelsea es el único equipo con el que alguna vez consideraría jugar”.

Al Chelsea se le relacionó con los Beatles y al Leeds con los Stones. El Chelsea significaba la cara buena de los chicos de Londres, inmejorable apariencia. Al Leeds se le interpretaba como los hombres duros de Yorkshire que llevaban la violencia al terreno de juego, competitivos e indomables.

El Leeds tenía bastardos en sus filas, pero el Chelsea también. Ron chopped Harris, Dempsey y McCready no tenían nada que envidiar a los Giles, Jack Charlton o Hunter. La guerra ya estaba declarada.

En la temporada 1964-65, los dos pelearon por el título de Liga. El Leeds terminó con los mismos puntos que Manchester United (61), pero lo condenó la diferencia de goles. El Chelsea fue 3º con 56.

Chelsea y Leeds se encontraron en Stamford Bridge en la 1ª vuelta en Septiembre de 1964. El enviado especial del The Yorkshire Evening Post escribió: “No importaba la pelota”. Parecía que la orden del día era sacar la guadaña: los temperamentos se alteraron y empezó la cacería. Eddie McCready en una entrada atroz a poco del inicio, envió a Johnny Giles a los vestuarios en camilla y el Leeds se quedó con diez para el resto del partido. Bobby Collins, centrocampista del Leeds, ajustó cuentas con Ron chopped Harris y el Chelsea ganó 2-0 con goles de John Hollins y Terry Venables.
 

SergeF1

Miembro del equipo
49.811
16/4/12
UNA HISTORIA DE ODIO (1)
Ver el archivo adjunto 8012

“Siempre asoman su sucia cabeza incluso cuando no estamos cerca de ellos”.

Rick Glanvill (2006). Chelsea FC: The Official Biography. The Definitive Story of the First 100 years.

“Trae el arma de tu padre y dispara a la escoria del Chelsea”.

“¿El Destripador se llevó a tu mamá?”.


No hay amores perdidos entre Chelsea y Leeds. Pero para los no iniciados, la pregunta acerca de cómo surge esta animadversión entre un club establecido en Londres y el otro, en Yorkshire, debe ser contestada.

La rivalidad emerge por primera vez en los años sesenta, después de dos polémicos partidos ferozmente disputados y culminaría con la final de la FA Cup de 1970, considerada como el enfrentamiento más “físico” de la historia del fútbol inglés.

Posteriormente, el fenómeno hooligan fue reducido drásticamente desde los 90 y los enfrentamientos disminuyeron. En el 2003, el Leeds señalaba al Chelsea como su segundo gran rival después del Manchester United. En la biografía oficial del Chelsea, el Leeds es citado como uno de los mayores rivales después del Arsenal, Spurs y Manchester United.

Los alborotos se desparramaban en las gradas justo cuando el hooliganismo alcanzó su cénit en el fútbol británico en los 70 y 80. Los Chelsea Headhunters y Leeds Service Crew , se encontraban entre las sociedades más infamantes y protagonizaron abundantes encuentros violentos.

Ver el archivo adjunto 8009
“Los odiamos y nos odian”. (Ian Hutchinson).

El Chelsea fue fundado en 1905, el Leeds en 1919. Se encontraron por primera vez en partido oficial el 10/12/1927. El Leeds ganó 5-0 y por 2-3 en Stamford Bridge en el partido de la 2ª vuelta y se aseguró con ello, el ascenso a 1ª. Ambos oscilaron entre la primera y la segunda división en sus primeros años y ninguno consiguió ganar un título importante antes de la II Guerra Mundial.

En 1952 combatieron en una extenuante 5ª ronda de la FA Cup la cual necesitó de tres partidos para generar un ganador. El Chelsea finalmente se impuso en la segunda repetición por 5-1 en el Villa Park. El total de espectadores que siguieron la serie fue casi de 150.000, testigos también de la terrible dureza que provocó que el Chelsea disputara el que sería último partido con siete cambios en la alineación.

En realidad, no fue hasta los 60 cuando el significado de confrontación se materializa realmente entre los dos clubs con toda su crudeza. Bajo la dirección de Don Revie, el Leeds se convirtió por primera vez en una potencia en el fútbol inglés confirmándolo con la consecución del título de Liga en 1969. El Chelsea, asimismo, había disfrutado de un renacimiento con el entrenador Tom Docherty y también peleaba por títulos a finales de los 60.
Ver el archivo adjunto 8010

En 1963, el Chelsea ascendió a la 1ª división. El Leeds lo hizo en 1964. Ambos grupos llegaban con muchos jóvenes futbolistas llenos de talento y en 1965 los dos terminaron inmediatamente por detrás del Manchester United que se proclamaría campeón de Liga.

A lo largo de la siguiente década, iban a encontrarse numerosas veces en partidos ferozmente disputados.

Opina el guardameta del Chelsea, Peter Bonetti acerca del antagonismo entre los dos equipos:

“El Leeds tenía un nombre, una reputación de sucios … y por ello nosotros nos fijábamos en su parte física. En cosas que nosotros también teníamos. También éramos físicos, pero no éramos iguales que ellos en la forma de jugar”.

Tommy Baldwin dijo:

“Se producían muchos golpes, moratones y huellas que eran como un ajuste de cuentas de otros partidos. Parecían volverse locos dándonos patadas”.

Norman Hunter aseguró que con el delantero centro del Chelsea, Peter Osgood compartieron una “enorme rivalidad” y se rumoreó muchas veces que Osgood estaba en el top de la infame lista negra de Jackie Charlton de jugadores sobre los que pretendía vengarse. Aunque Charlton manifestaba que el que estaba en la lista no era Osgood, era otro jugador del Chelsea que nunca desveló.

Posiblemente, fuera Eddie McCready. Johnny Giles recordaba “la especial animadversión entre los dos equipos” y su nefasto historial con McCready.

Ver el archivo adjunto 8011

Esa rivalidad también fue alimentada por la tradicional división norte-sur de Inglaterra y porque los clubs tenían notables diferencias y filosofías. El Chelsea estaba relacionado con la moda londinense de la época y con famosos como Raquel Welch y Steve McQueen. El Leeds era percibido como un equipo con talento pero con un lado sucio. En esa época, la estrella del Manchester United George Best, admitió que “el Chelsea es el único equipo con el que alguna vez consideraría jugar”.

Al Chelsea se le relacionó con los Beatles y al Leeds con los Stones. El Chelsea significaba la cara buena de los chicos de Londres, inmejorable apariencia. Al Leeds se le interpretaba como los hombres duros de Yorkshire que llevaban la violencia al terreno de juego, competitivos e indomables.

El Leeds tenía bastardos en sus filas, pero el Chelsea también. Ron chopped Harris, Dempsey y McCready no tenían nada que envidiar a los Giles, Jack Charlton o Hunter. La guerra ya estaba declarada.

En la temporada 1964-65, los dos pelearon por el título de Liga. El Leeds terminó con los mismos puntos que Manchester United (61), pero lo condenó la diferencia de goles. El Chelsea fue 3º con 56.

Chelsea y Leeds se encontraron en Stamford Bridge en la 1ª vuelta en Septiembre de 1964. El enviado especial del The Yorkshire Evening Post escribió: “No importaba la pelota”. Parecía que la orden del día era sacar la guadaña: los temperamentos se alteraron y empezó la cacería. Eddie McCready en una entrada atroz a poco del inicio, envió a Johnny Giles a los vestuarios en camilla y el Leeds se quedó con diez para el resto del partido. Bobby Collins, centrocampista del Leeds, ajustó cuentas con Ron chopped Harris y el Chelsea ganó 2-0 con goles de John Hollins y Terry Venables.

Espectacular. Genial


Sent from my iPhone using Tapatalk
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14

UNA HISTORIA DE ODIO (2)
Captura de pantalla (60).png

En 1966 sus caminos se volvieron a cruzar en la semifinal de la FA Cup y en el Villa Park ante una multitud de 57.847 espectadores (12/2/1966). El Chelsea ganó 1-0 con gol de Bobby Tambling en un encuentro en que se puede leer “los jóvenes jugadores del Chelsea soportaron golpes continuos del Leeds”.

La confrontación se agudizó la temporada siguiente en el inevitable Villa Park de Birmingham. Asisten 62.378 espectadores. Otra semifinal (29/4/1967). El partido fue espantosamente despiadado y el portero del Leeds, Gary Sprake, pateó en la cara al centrocampista John Boyle en la disputa de un balón. El Chelsea ganó de nuevo 1-0 esta vez con gol de Tony Hateley. El Leeds tuvo las mejores ocasiones y la polémica se desató cuando el referee anuló un gol de Terry Cooper por supuesto offside y no dio validez a otro espléndido gol de Peter Lorimer precedido por un free kick, por lo visto, lanzado antes de tiempo.

Captura de pantalla (61).png

Las opiniones eran dispares, pero el manager del Chelsea, Tom Docherty, admitió que “No me habría quejado si el gol hubiera sido concedido”.
El resentimiento permanecería hasta la batalla en la final de la FA Cup tres años después.

Docherty había dimitido 24 horas antes de que el Leeds United en Elland Road y en partido de Liga, alcanzara su mayor victoria frente al Chelsea: 7-0 (7/10/1967).

Seis veces iban a enfrentarse en la temporada 1969-70. En Liga, el Leeds ganó los dos partidos: 2-0 en Elland Road y 2-5 en Stamford Bridge.

El partido de la primera vuelta en Leeds (20/9/1969) sigue la misma línea de otros enfrentamientos. El Yorkshire Evening Post lamenta “los tempranos y malintencionados tackles” y condena a los dos equipos por jugar “venenosamente”. Durante este partido, Allan Clarke, Jackie Carlton, David Webb, Peter Houseman, Ron Harris y Alan Birchenall sufrieron lesiones y quedaron descartados para los siguientes compromisos. El Everton sería el campeón con 66 puntos, seguido del Leeds (57) y Chelsea (55).

El Chelsea consiguió una especie de revancha al noquear al Leeds tras un replay en la League Cup y ambos van a disputar la final de la FA Cup, el duelo que va a perpetuar la animadversión mutua.

Combaten el 13/4/1970 en un Wembley abarrotado. El Leeds en general fue mejor equipo -envió tres remates a los postes, uno de ellos en la prórroga- y se adelantó por dos veces en el marcador, la última de ellas en el minuto 84 gracias a un remate de Mick Jones. Pero un gol de Ian Hutchinson dos minutos más tarde, significaría una repetición de la final -la primera desde 1912- que tendría lugar en Old Trafford ante una entrada de 62.078 espectadores.

Es inexplicable como no es expulsado Johnny Giles por una acción incalificable sobre John Hollins ya en la prórroga. En realidad, en la historia de este desamor, hay muchas actitudes arbitrales, que por pasivas, merecen la misma reprobación que los actos de los jugadores, alguno de ellos, rozando lo delictivo.

Captura de pantalla (62).png

Esa repetición (29/4/1970) tendría una audiencia televisiva de 28 millones en el Reino Unido, la sexta retransmisión más vista en la TV británica. Es recordada como uno de los partidos más sucios de siempre. Ron Harris fue el hombre señalado para marcar a Eddie Gray, el elemento con más talento del Leeds, y efectivamente, una cadena de faltas en la primera parte inmovilizaron al futbolista escocés. Jackie Charlton, la jirafa, le propinaba un cabezazo a Peter Osgood y Norman Hunter e Ian Hutchinson intercambian golpes.

Pero nada comparado con la patada de kung-fu del inevitable Eddie McCready a Billy Bremner. Fue un milagro que no le arrancara la cabeza. Las imágenes en youtube del lance, escalofrían. Y la actitud del árbitro -que está justo enfrente- indicando que siguiera el juego, indigna. Ningún jugador manda la pelota fuera del terreno de juego para que un Bremner, tambaleante, sea atendido. No hay sanción para McCready. El meta del Chelsea, Peter Bonetti, tuvo un encontronazo con Mick Jones y disputó gran parte de la final con la rodilla seriamente dañada.

David Elleray, arbitro desde 1986 al 2003, revisó este partido años después para llegar a esta conclusión: “A día de hoy, deberían haberse mostrado 6 tarjetas rojas y 20 amarillas”.

Sin embargo, el colegiado de aquella batalla campal, Eric Jennings solo se limitó a amonestar en los dos partidos al jugador del Chelsea, Hutchinson. El periodista Hugh McIlvanney, escribió en The Observer: “En ocasiones, parecía que mr. Jennings señalaría una falta solo con la presentación de un certificado de defunción”.

Captura de pantalla (63).png

El caso es que Mick Jones adelantó al Leeds en el marcador en el minuto 35. Osgood empató para el Chelsea en el ´78. David Webb, ya en la prórroga, en el ´104, con un vibrante cabezazo materialmente debajo del marco de David Harvey, le da al Chelsea el título.

Jackie Charlton no esperó en el terreno de juego a recibir la medalla de subcampeón. Se fue. Más tarde, dijo: “No fue por perder el partido, fue por perder ante el Chelsea”.

A pesar de todo, la doble final está considerada como una de las más grandes de la FA Cup de todos los tiempos.

La mutua aversión continuaría. Geoffrey Green de The Times, escribió que la actitud de los dos equipos en Stamford Bridge el 11/12/1971 en un enfrentamiento que acabó sin goles “por momentos se asemejaba más a vendettas mafiosas, que a un partido de fútbol”.

El 12/8/1972 se abre la Liga de la temporada 1972-73 en Stamford Bridge con un Chelsea-Leeds que acaba con un rotundo 4-0 a favor de los locales. Más de 51.000 espectadores abarrotan el recinto y unos 9.000 se quedan sin poder entrar. El partido fue dañado por una serie de infracciones: los futbolistas del Leeds, Terry Yorath y Trevor Cherry y el del Chelsea, Chris Garland fueron amonestados. Mick Jones, lesionado, fue sustituido por Terry Yorath y cuando el meta del Leeds, David Harvey se lesionó poco antes de finalizar la 1ª parte, tuvo que colocarse bajos los palos, el delantero Peter Lorimer. El Chelsea entonces, marcó los cuatro goles.


 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
UNA HISTORIA DE ODIO (3)

Captura de pantalla (65).png

1973 marca el inicio del declive para el Chelsea. La construcción de una nueva tribuna le provocará grandes perjuicios económicos y deportivos. La solución es vender activo. Y el equipo se resiente hasta el punto de que, tras haber evitado por muy poco el descenso en 1974, no puede hacerlo en 1975. Consigue el ascenso en la temporada siguiente pero en 1979 vuelve a la 2ª división.

El Leeds United, que se proclama campeón de Liga por segunda vez en la temporada 1973-74, es materialmente asaltado en la final de la Recopa de 1973 en Salónica frente al AC Milan y sobre todo, en la final de la Copa de Europa disputada en París en 1975 frente al Bayern de Munich. Los componentes del Dirty Leeds se hacen mayores, van abandonando el barco y el club entra en una espiral destructiva que culmina con el descenso en 1982.

Desde mediados de los años 70 y durante gran parte de la década de 1980, ambos clubes soportaron la confusión financiera, la relegación, el racismo y el vandalismo, pero el odio mutuo sobrevivirá aunque sea en una división inferior.

En la temporada 1982-83, en su primer enfrentamiento después de cuatro años, 153 hooligans de ambos equipos son arrestados después de una multitudinaria pelea en la estación de metro de Piccadilly Circus que queda arrasada y otros 60 lo fueron en Stamford Bridge durante el transcurso del partido que acabó sin goles (9/10/1982).

El 24/4/ 1984, el Chelsea aplasta al Leeds, 5-0. Además, consigue con ello el ascenso a 1ª. Los fans del Chelsea invaden el terreno de juego y los del Leeds contribuyen a la fiesta destrozando el marcador de Stamford Bridge. La batalla campal termina con 41 detenidos. En ese partido, todavía tres supervivientes del Leeds United de la final de la FA Cup de 1970: el meta David Harvey, el delantero Peter Lorimer y el entrenador, Eddie Gray.

Captura de pantalla (66).png

En 1991 consigue el Leeds United el ascenso a 1ª división después de nueve temporadas. El Chelsea había vuelto a descender en 1988 para recuperar la categoría un año después y no abandonarla ya hasta nuestros días.

Durante un tiempo, las cosas se calmaron. Cuando el Chelsea ganó el título de Segunda División en 1989, ambos conjuntos de seguidores mantuvieron un impecable minuto de silencio la semana posterior a la tragedia de Hillsborough. Cuando el Leeds ganó la Liga en 1992, los fanáticos del Chelsea apenas se inmutaron.

El Leeds hace algo realmente memorable en lo que será la última temporada de la Liga (1991-92) antes de convertirse en Premier: ganarla. Y la competirá con otro de sus amores perdidos, el Manchester United (*) de sir Alex Ferguson ya presto a iniciar su larguísimo ciclo ganador que coincidiría con el nuevo nombre del torneo. El Leeds añade el título de Liga 1992 a los conseguidos en 1969 y 1974 bajo el mando de Don Revie.

(*) En la animadversión recíproca del Leeds United y el Manchester United no hay que buscar factores tales como las diferencias entre el norte y el sur de Inglaterra o etiquetas sociales. Nada más lejos de eso. El origen de este resentimiento entre dos ciudades separadas por solo 64 kilómetros se llama la guerra de las dos rosas. El odio entre dos históricos condados ingleses: el de Yorkshire (rosa blanca) y el de Lancashire (rosa roja). Ese odio les conduce en el siglo XV a “The War of the Roses”, que es descrita por Robert Louis Stevenson en la novela “Flecha negra”. Se enfrentan el Rey Henry VI -apoyado por el condado de Lancashire- y Richard of York, duque de York –apoyado por el condado de Yorkshire-. En la batalla de Towton (29/3/1461) mueren cerca de 80.000 soldados de ambos bandos, lo que representaba un 1% de la población inglesa en aquellos tiempos.

Posteriormente, durante la revolución industrial (siglos XVIII y XIX), todo el país crecía. Leeds lo hacía mediante la producción de lana y Manchester de algodón. Esa producción de algodón en grandes fábricas acabó arruinando a muchos tejedores en Leeds.

Se ha llegado a relacionar incluso los colores de las rosas con las indumentarias de Leeds y Manchester United. No tiene sentido. El Leeds, hasta 1961 en que adopta el blanco como único color, había vestido con camisetas amarillas/azules a franjas verticales y antes del cambio definitivo, camiseta azul con ribetes amarillos. El Manchester United, originariamente Newton Heath, vestía de amarillo/verde y hasta acabar luciendo el rojo en 1927, lució extrañísimas combinaciones todas sin muchos vínculos con la rosa roja de Lancashire.

Captura de pantalla (67).png

Los incidentes entre Chelsea y Leeds reaparecen de nuevo en 1996 en Elland Road, cuando Brian Deane impacta en el tobillo de Mark Hughes (en su etapa blue). Ello marcó el renacimiento de las hostilidades entre ambos. Durante los siguientes años, Frank Leboeuf, Lee Bowyer, Dennis Wise, Graeme Le Saux, Alan Smith y Jonathan Woodgate iban a producir momentos de crueldad en choques que, otra vez, se definieron por su violencia.
 

Villa Park

Mega Fútbol
536
4/5/14
UNA HISTORIA DE ODIO (y4)

En los años 90, Leeds y Chelsea, revivieron viejas batallas en una serie de enfrentamientos de alto voltaje llenas, según BBC Sports "del odio mutuo que caracterizó a estos equipos hace tres décadas...". En un empate a cero el 14/12/ 1997, ocho jugadores fueron amonestados y los futbolistas del Leeds, Gary Kelly y Al-Inge Haland expulsados antes del descanso. La sensación era que George Graham -entrenador del Leeds- había llegado a Stamford Bridge decidido a hacer pedazos al Chelsea. El periodista inglés, Martin Lipton calificó el partido como “un retroceso a los peores excesos de la era Revie, cuando jugadores como Ron “chopped” Harris sacaban del campo a golpes a Johnny Giles y compañía”.

Otro 0-0 el 25/10/ 1998 esta vez en Elland Road generó 12 tarjetas amarillas y una tarjeta roja para Frank Leboeuf, del Chelsea al que entrena Gianluca Vialli. En una victoria por 0-2 del Leeds el 19/12/1999 en Stamford Bridge, Leboeuf volvió a ser expulsado y Lee Bowyer, del Leeds, obtuvo una tarjeta amarilla en el primer minuto de juego, algo notable.

Captura de pantalla (68).png

El 28/11/ 2001, el enfrentamiento en Elland Road de la 4ª ronda de la Copa de la Liga, su primer choque copero desde 1970, tiene incidencias tales como que Edur Gudjohnsen anota mientras que el centrocampista del Leeds, Stephen McPhail, está en el suelo lesionado y el lateral izquierdo del Chelsea, Graeme Le Saux, abandona el terreno de juego más tarde después de ser golpeado en la cara por Alan Smith. El Chelsea ganó 0-2 pero sería destruido en semifinales en White Hart Lane por los Spurs: 5-1.

Justo cuando el Chelsea va a empezar a jugar un papel de protagonista principal en la Premier, el Leeds United desciende a 2ª (Championship) aquejado de unos problemas financieros espantosos que arrancan de atrás. La sociedad se declara en quiebra: se habla de una deuda cercana a los 100 millones de euros, algo que el Leeds no puede asumir ni incluso vendiendo a sus mejores hombres. Estamos en el 2004 y no solo no conseguirá volver a la élite, sino que padecerá un doloroso descenso en el 2007 a la denominada League One -3ª división- en la que permanecerá tres temporadas.

Al fin, en Julio del 2020 consigue recuperar un lugar en la Premier.

El último enfrentamiento de Chelsea y Leeds en la Premier se traslada al 17/5/2004. Es la última jornada y el Leeds ya hace varias semanas que está virtualmente descendido.

En esa época, preferentemente, la hostilidad entre los clubes se sigue manifestándose en los seguidores del Leeds hacia ciertos personajes de su propio club, hecho que ha sido asumido por Ken Bates, un pintoresco personaje que habiendo sido propietario del Chelsea, con la llegada de Roman Abramovich en el 2003, acabó derivando como chairman del Leeds en el 2005. El nombramiento del ex capitán del Chelsea Dennis Wise como entrenador en 2006 acompañado de Gustavo Poyet, otro ex jugador blue, dio lugar a un alboroto y a cantos como "Saquemos al Chelsea de Leeds”. Poyet, comentó más tarde: “Los aficionados no nos querían allí”.

Su primer pleito oficial en ocho años tiene lugar en Elland Road el 19/12/2012. Copa de la Liga. Las preocupaciones de la policía obligaron a que al Chelsea solo se le asignaran 3.000 entradas en lugar de las 5.000 habituales. El partido atrajo a 33.816 espectadores, la mejor entrada en años. El Leeds se adelantó en el marcador con un gol de Luciano Becchio pero en la 2ª parte el Chelsea responde marcando 5 goles.

Captura de pantalla (69).pngLa historia reciente es muy cruel para el Leeds. Mientras el Chelsea ocupaba la cima del fútbol británico, recogiendo títulos domésticos y la Copa de Europa en el 2012 y 2021, los de Yorkshire vegetan en la mediocridad desde el 2004 atrapados en problemas financieros y con un dolor exacerbado por el hecho al ser propiedad del muy despreciado ex presidente del Chelsea, Ken Bates que acabó en Noviembre del 2012 por vender sus acciones y abandonando al Leeds.

A día de hoy, puede afirmarse que jamás hubo tanta diferencia entre las dos sociedades tanto deportiva como económicamente.

En realidad, el Leeds siempre suele perder las guerras.



Fuentes:
Hate. Chelsea-Leeds. Sabotage Time.
Chelsea and Leeds. A History of Hatred.
Chelsea FC History. Footballhistory.org
Chelsea FC: the history weaintgotnohistory.sbnation.com
The Guardian. Com History of Chelsea´s Stamford Bridge.
WWW. Chelsea FC. Com
WWW. We are Leeds
WWW. A blue heart
Web Spanish Leeds.
Web The Mighty Mighty Leeds-The definitive history of Leeds United.
Web Leeds United FC history.
Web Leeds United Fans Forum.
Web WAFLL Leeds United.
Web Dirty Leeds.
Web Historical Kits.



 

Gerrard8

Miembro del equipo
26.425
28/1/13
Muy bueno, la verdad ni sabia de esta rivalidad, gracias por compartir @Villa Park
 

Crear una cuenta o conéctate para comentar

Tienes que ser miembro para dejar un comentario

Crear una cuenta

Regístrate y forma parte de nuestra comunidad ¡Es fácil!

Conectar

¿Ya tienes una cuenta? Conéctate aquí.

Mega Fútbol

Arriba